Saltar al contenido
MOTOSAN | MOTOGP, MOTOCICLISMO Y COMPETICIÓN. "Life is Racing"

Aprilia afronta con cambios la temporada 2019 de MotoGP

1 Feb. 19 | 17:15
Foto: Aprilia

La fábrica de Noale buscará este año superar y olvidar el mal trago de 2018, para lo cual incorpora nuevas caras, como las de Andrea Iannone o Massimo Rivola, entre otros

Los test de pretemporada de MotoGP que arrancan el próximo día 6 en el Circuito Internacional de Sepang, en Malasia, serán la primera prueba de fuego para las marcas presentes en la categoría reina de este año natural. A partir de los datos recogidos en los entrenamientos disputados en Valencia y Jerez en noviembre de 2018 y de todo el trabajo realizado durante el invierno, las fábricas van a empezar a probarse y a comprobar su nivel, en unas jornadas que serán básicas de cara a las primeras carreras del Mundial. Todo el mundo se jugará algo, a diferentes niveles: el mantenerse en la lucha por el título, el alcanzar a sus rivales… o simplemente el no quedarse atrás en el desarrollo de su máquina y perder el ritmo competitivo. Dentro de esta última variable, se encuentra Aprilia.

Y es que la fábrica de Noale sufrió bastante en 2018. Tras un buen 2017, en el que Aleix Espargaró comandó al equipo y su desarrollo gracias a sus resultados (finalizó 7 carreras en el Top 10, todas las que terminó a excepción de 3, y su mejor registro fue un sexto puesto en Losail y MotorLand Aragón), en detrimento de un Sam Lowes que puntuó únicamente en dos fines de semana, los de Le Mans y Motegi, las expectativas eran altas para el año pasado. Romano Albesiano, el director del proyecto en el Mundial, afirmó antes de empezar el año que el objetivo era el de ser más fuertes. Aleix Espargaró lo concretó en llegar con más regularidad al top 5 durante la campaña. Para ello, el equipo dirigido por Fausto Gresini se reforzó cambiando a Lowes por Scott Redding, procedente del Pramac Racing.

TE INTERESA VER:
Marc Márquez entre los favoritos de Mick Doohan: "Tampoco puedes descartarle"
Foto: Aprilia

Sin embargo, las cosas no fueron como se esperaba. Errores a la hora de fabricar la nueva moto y en los cambios introducidos en la misma, como admitieron en el seno de Aprilia, les condenaron a una temporada bastante dura, en la que sufrieron especialmente en el ámbito de la fiabilidad. De hecho, en las 4 primeras carreras, Aleix Espargaró abandonó en tres por problemas del motor. Aunque la situación mejoró algo con el paso del tiempo, la temporada significó un claro paso atrás en el ámbito competitivo: el español acabó 17º en la general con 44 puntos, consiguiendo 4 Top 10 y un mejor resultado de un 6º puesto en Aragón, como en 2017; mientras que Scott Redding finalizó 21º, con 20 puntos, ningún Top 10 y un mejor resultado de una undécima posición en la última carrera del año, en Valencia.

Por tanto, para 2019 en el seno de la fábrica italiana esperan un necesario cambio que no puede demorarse. En boca de Albesiano, “sabemos que en 2019 no tenemos excusa”, y espera que los cambios producidos en el equipo sean el empujón definitivo para salir del hoyo en el que se encuentran y no perder el ritmo con el resto de fábricas, especialmente con KTM, pues en el imaginario colectivo queda la comparación entre las casas austriaca e italiana, ya que, aunque la diferencia de recursos entre ambas no es pequeña y positiva para KTM, el ejemplo de los de Mattighofen es muy bueno para ilustrar cómo debe desarrollarse una marca recién llegada a MotoGP: los resultados son cada vez mejores con el paso del tiempo, en la última carrera disputada ya consiguieron su primer podio en apenas dos años, y el año que viene contarán con un equipo ‘satélite’, el Tech 3, aunque realmente contará con material oficial.

TE INTERESA VER:
Esta es la última actualización del brazo lesionado de Marc Márquez y sus expectativas para el Mundial 2024

Andrea Iannone y Bradley Smith, savia ‘nueva’ en Noale.

Foto: Aprilia

Los primeros de estos cambios a los que se refiere el jefe técnico de Aprilia se produjeron en los asientos de las RS-GP. A la continuidad de Aleix Espargaró, que como ya se ha dicho ha llevado el peso del desarrollo durante los últimos años, y nada mal dadas las circunstancias del proyecto, se sumarán dos llegadas: la de Andrea Iannone como piloto oficial, en sustitución de Redding, y la de Bradley Smith como piloto de pruebas.

Aunque ambos debutarán en la categoría reina con Aprilia, cabe resaltar que ambos, en su dilatada experiencia, ya han corrido con la marca en una categoría inferior, la de 125cc. Por un lado, Iannone, que llega desde Suzuki tras verse claramente superado por Álex Rins, pilotó una en toda su estancia en la clase más pequeña, entre 2005 y 2009, en diferentes equipos. Por otra parte, Smith contó con una RSA en 2008, en el seno del Polaris World, y en 2009, año en el que quedó segundo de la general, y 2010, con el Bancaja de Jorge Martínez Aspar, antes de subir a Moto 2.  Sin embargo, en la categoría intermedia fue el italiano quien destacó, con 3 terceros puestos en la general en todos los años en los que estuvo, lo que le abrió las puertas de Borgo Panigale.

TE INTERESA VER:
Carlos Ezpeleta: "No pensaba que las concesiones ayudaran a Márquez porque él ya había anunciado que se iba"

Así pues, ambos pilotos intentarán aportar todo el talento que tienen para reconducir la situación, y, más concretamente, la velocidad en el caso de Iannone, de la que ha hecho gala durante los últimos tiempos, y la labor de desarrollo de Bradley Smith, tras mantenerse en el Tech 3 durante su etapa de Yamaha y en las dos últimas campañas en el equipo oficial de KTM en MotoGP.

Massimo Rivola, procedente de Ferrari y la F1, aportará toda su experiencia

Foto: Aprilia

El otro gran cambio que sea producido en Aprilia en los últimos meses es la llegada de Massimo Rivola a la marca como director ejecutivo o CEO de su área de competición. El italiano, de 48 años, está ligado a las carreras desde hace 21, aunque no al motociclismo, sino al automovilismo y a la Fórmula 1. Rivola, nacido en Faenza, creció profesionalmente en Toro Rosso y Minardi, equipos de los que fue Team Manager, para posteriormente pasar a Ferrari como director deportivo y responsable de la Drivers Academy. Así, su nombre ha estado unido a nombres ilustres del campeonato más prestigioso de las cuatro ruedas, como Fernando Alonso, Sebastian Vettel o finalmente a Charles Leclerc.

Por tanto, la experiencia de Rivola está sobradamente demostrada, y ha llegado a Aprilia para contribuir en el ascenso de la fábrica, que les lleven a tiempos mejores. Así lo confirmó hace unos días, en una entrevista a ‘La Gazzetta dello Sport’, donde analizó la situación que se vive en Noale y lo que se espera en un futuro.

TE INTERESA VER:
"Marc Márquez se ha dado cuenta de que no todo le resulta tan fácil como antes"

En primer lugar, Rivola se refirió a cómo fue su llegada al equipo:

“A finales de octubre recibí una llamada de un número desconocido. Por lo general nunca respondo, pero esta vez lo hice y en el otro lado escuché: “Soy Colaninno (máximo accionista del Grupo Piaggio, compañía propietaria de la marca), me gustaría verle”. Al principio estaba pensando que era una broma, estuve a punto de contestar: “Y yo soy Spiderman”. En la reunión estuvieron padre e hijo, allí entendí que era algo importante. Tres horas se fueron volando como tres minutos. Al volver a casa, en Módena, repetí: “Busqué a Ferrari toda mi vida, no puedo irme”. Sin embargo, sabía que algo podría suceder al final del año que podría involucrarme. Luego hubo otra reunión y la cosa empezó a gustarme más y más. Cuando se llegó al acuerdo estaba en Macao. Alli, Davide Brivio, de Suzuki, me llamó y me dijo: “Bravo, finalmente vienes con nosotros”.”

“En mis primeros días, fui a conocer gente a Noale, y me impresionó. Soy de la Romaña, trabajé en Minardi, Toro Rosso y Ferrari, estaba convencido de que Motor Valley era lo mejor, y no esperaba la calidad, la competencia y el apego a la camiseta que encontré en el departamento de carreras. Hay personas que han trabajado allí durante 20 años, es una base importante. Los principales ingredientes para hacerlo bien, es decir, personas y herramientas, los hay. Aprilia es una compañía pequeña en comparación con Honda, pero también con Ducati, y aun así tiene la cultura de hacer las cosas bien y de manera eficiente. Eso no se puede desperdiciar. En Aprilia he encontrado pasión, el deseo de hacer volver a la cima a una casa que ha ganado 54 campeonatos mundiales. Entre los aficionados existe la misma expectativa. En Minardi y Ferrari viví dos extremos, pero la competencia que vi en Noale me da confianza. Aquí puedo y debo marcar una diferencia. Es un sentimiento hermoso”.

Posteriormente, Rivola se refirió a los pilotos con lo que contará en 2019, sus expectativas y su modelo de trabajo para el nuevo año, y a lo ocurrido en 2018:

“Con Andrea y Aleix hablé solamente por teléfono, pero me reuniré con ellos pronto. Intentaré sacar de ellos la fortaleza mental que he visto en Alonso, por ejemplo. Andrea ha significado un efecto maravilloso, sentí su gran deseo de trabajar. Como aficionado puedo decir que es muy rápido, tiene una vuelta rápida en la muñeca, una rareza. Si se le pone en las condiciones adecuadas, puede marcar la diferencia y ser un obstáculo para todo el mundo. No tengo experiencia en el manejo de pilotos de moto, creo que son ‘animales’ diferentes a los de coches. Lo importante es hacerles sentir parte del proyecto, hacerles comprender que el hambre, la humildad y el apego pueden ser decisivos. Nosotros, el equipo, somos como Gattuso, pero nuestro Maradona es el piloto, del cual esperamos que lleguen los objetivos, la asistencia ganadora”.

“Sobre lo que nos falta, pues, a corto plazo, solamente un buen resultado. Y, si llega, habrá más seguimiento por parte de los patrocinadores, más credibilidad, más fuerza de la marca. Yo ya me he marcado un objetivo, pero no lo digo. 2018 fue un paso atrás en cuanto al crecimiento, pero el Grupo Piaggio ha invertido, ha contratado a técnicos importantes (Antonio Jiménez para Espargaró y Fabrizio Cecchini para Iannone), a Iannone y ha creado un equipo de pruebas. Son señales claras de que se desea mejorar, a pesar de que nuestro presupuesto es el más pequeño entre los equipos oficiales. Pero, aun así, puedo decir que Aprilia es mejor, por ejemplo, que KTM”.

“En 2019 voy a ir a todas las carreras, y también a los test. Mi tarea será poner a Romano Albesiano en las condiciones necesarias para obtener el 100 por 100 de la moto, que se desarrollará durante la temporada. Las pruebas en invierno nos abrieron un mundo, Iannone dio varias indicaciones importantes. Lo fundamental será no tirar las oportunidades que se nos presenten”.

Por último, en otra entrevista más reciente concedida al ‘Corriere dello Sport’, Rivola volvió a hablar del futuro al ser preguntado por ello y quiso dejar un titular, al referirse a un sueño para la marca: contar con Valentino Rossi.

“Primero debemos concentrarnos en 2019, luego en 2020 y, finalmente, si Valentino quisiera venir en 2021, sería una historia muy hermosa. Creo que cada piloto con la motivación correcta es capaz de ocultar su edad. Vale es el ejemplo vivo de que un piloto inteligente y debidamente motivado puede marcar la diferencia, incluso a la edad de 40 años “.

¿Quieres conocer la actualidad del Mundial de MotoGP? Entra en Motosan.