Saltar al contenido
MOTOSAN | MOTOGP, MOTOCICLISMO Y COMPETICIÓN. "Life is Racing"

La Bañeza, esencia del motociclismo

17 Ago. 19 | 16:16
Gran Premio GP La Bañeza paddock motos
¡COMPARTE EL ARTÍCULO!
«Kevin Schwantz y yo chocamos muchas veces, pero casi nunca sin querer« – WAYNE RAINEY
Editor de Motosan.es – Life is Racing
follow me

Depende con qué cosas, el aplicar “si algo funciona, no lo toques” puede resultar una empresa muy exitosa. En el Gran Premio de La Bañeza lo llevan haciendo sesenta años y es una de las mejores carreras a la que asistir como público en el país. La cercanía con los pilotos, el ambiente, las sensaciones que transmiten las motos, son la esencia más pura del motociclismo. Todo ello hace de esta carrera una cita imprescindible en el calendario veraniego.

La Bañeza, población leonesa de algo más de diez mil habitantes, multiplica por seis las personas que la visitan durante el fin de semana de su Gran Premio. Este pasado 10 y 11 de agosto, se ha celebrado su sexagésima edición, contando con cuatro categorías: Clásicas 2T, Clásicas 4T, Clásicas 4T Series y Moto3/125. Y aunque los entrenamientos comienzan a primera hora de la tarde del sábado, ya desde el viernes, el ambiente motero inunda el pueblo y sus alrededores.

Durantel mañana del sábado es habitual darse un paseo por el paddock. Es una actividad obligada para todo asistente al GP. Hay más de tres calles habilitadas para tal efecto, donde motos y pilotos son completamente accesibles por el público. Los ajustes de última hora, reparaciones o incluso celebraciones, se llevan a cabo a la vista de todos los visitantes y a escasos centímetros.

Paddock GP La Bañeza motos

Y si bien, el contacto y cercanía con la esencia del motociclismo de competición no fuera suficiente, el trazado del circuito ofrece muchos puntos realmente emocionantes donde ver los entrenamientos y carreras. La seguridad, piedra angular de los pocos contras que pudiera tener esta competición, es la misma que en cualquier carrera urbana. La organización del Motoclub Bañezano, así como la implicación de las autoridades y cuerpos de seguridad, hacen que todo el público pueda ver las carreras a lo largo de todo el trazado, evitando puntos de cierta peligrosidad. Como público, el buen uso del sentido común, será más que suficiente para disfrutar de estas carreras de forma segura.

Primeros toques de gas del fin de semana

Cuando las primeras motos -de la categoría de Clásicas 2T-, salen a los entrenamientos libres, el tiempo se detiene durante unos minutos. Volver a oír rugir a las Ossa, Bultaco y Montesa y darte cuenta que los caballos siguen ahí, no tiene precio. ¡Cómo corren y qué bien suenan! Los entrenamientos libres y clasificados de esta categoría, se realizan en dos tandas separadas. Setenta corredores inscritos obliga a dividir los entrenos, ya que el trazado es ratonero durante no pocos metros y la abundancia de tráfico en pista sería un inconveniente.

Gran Premio GP La Bañeza motos paddock

Después de sendas sesiones de libres 2T salen a la palestra las bonitas clásicas monocilíndricas de cuatro tiempos. Y aunque aquí Ducati gana por mayoría, también se puede ver alguna Norton, Machless, BSA, Sanglas, Aermacchi, etc. El grave pistoneo de estos motores rápidamente se ve sobrepasado por las motos de la categoría Clásicas 4T Series, donde las clásicas de más de un cilindro tienen cabida.

Pasados unos minutos, empiezan los entrenamientos clasificatorios. ¡Menudo cambio de ritmo! Se empieza a notar que se están batiendo el cobre, entre balas de paja y cientos de aficionados, asomados al borde de todo el circuito y con el calor de la tarde veraniega aún azotando. El colofón de la tarde lo pone los entrenamientos de la ronda de exhibición, donde las más variopintas monturas salen al mismo tiempo. Desde una Lube 125, pasando por Superbikes de los 90, hasta una réplica de la YZR 500, con colores Marlboro, que nos quita el hipo a más de uno al pasar.

Gran Premio GP la Bañeza paddock motos

La noche bañezana da de si lo que uno quiera, o aguante

El domingo se debe madrugar si se quiere conseguir un sitio aceptable donde ver las carreras. Hay quien sacrifica el sueño por la fiesta y las caras a la mañana siguiente lo dicen todo. Pero solo hasta que se da la salida a la primera de las carreras: las clásicas de dos tiempos rugen todas a la vez. Inevitablemente, la resaca se pasa de golpe, en cuanto el pelotón pasa a fondo en la primera vuelta. El resto de categorías, donde el ritmo se ve realmente aumentado respecto incluso los clasificatorios del día anterior, no dan respiro al espectador y la mañana se pasa volando. Pero de nuevo es la categoría de Moto3, donde la sensación de velocidad, potencia y competitividad, se hace más palpable.

Este circuito no podría albergar motos más potentes, por lo sinuoso de su recorrido. Pero hablándolo con varios amigos, coincidimos en que una categoría de Supermotard sería especialmente espectacular y cabría perfectamente en el horario de carreras. Aunque seguro que el Motoclub Bañezano lo habrá tenido en cuenta en algún momento. Su fórmula actual funciona. A la perfección. La diversión ofrecida es altamente recomendable para cualquier aficionado a las carreras de motos. Si hasta ahora no has tenido ocasión de asistir, apunta bien la fecha en tu calendario, porque para el próximo Gran Premio, en agosto de 2020, el espectáculo está asegurado.

Más motos en Motosan.es… ? Suscríbete en la campana, ¡Es gratis!

¡COMPARTE EL ARTÍCULO!