Saltar al contenido
MOTOSAN | MOTOGP, MOTOCICLISMO Y COMPETICIÓN. "Life is Racing"

PRUEBA | Zero DSR-X, 110% eléctrica

15 Dic. 22 | 16:00
Foto: Toni Guerrero

Ya no es un secreto para nadie: el sector trail es el mercado de las motos que ha experimentado un mayor crecimiento en los últimos 2 años. Podemos ver esto simplemente por el hecho de que cada vez más fabricantes quieren invertir en este segmento, la prueba es que hoy hasta el vehículo eléctrico quiere meterse en este sector.

Os vamos a descubrir la nueva Zero Motorcycle DSR X, si las tres primeras letras de este nombre significan algo para ti, es bastante normal porque el fabricante ya está comercializando esta moto aventurera, y que bajo este nombre reutiliza la plataforma ZF 14.4. Pero esta base está empezando a envejecer para hacer una máquina más atractiva con una cierta orientación al offroad. Los estadounidenses decidieron combinar la plataforma ZF 17.3 (que impulsa la SR/F ) con la DSR.

Resultado: aquí está el DSR X. Así que esta última DSR viene con más autonomía, potencia, par motor y varios aspectos prácticos.

ZERO DSR X: ASPECTO Y ACABADOS

La primera comparación que se me ocurrió cuando los ingenieros de Sam Paschel, el fundador de Zero Motorcycle, revelaron la DSR X fue con la Ducati Multistrada 1260 Enduro. Esto principalmente por el “vestido” caqui, que anuncia directamente el color en cuanto a su orientación aventurera.

Hay que decir que las ópticas delantera y trasera bastante cuadradas recuerdan más a una moto robótica dedicada a una expedición a la luna, que a otra cosa. En cuanto a los acabados, no estamos a la altura de ciertas Ducati o Mv Agusta, pero se mantiene la calidad a la altura de fabricantes japoneses como Honda. Siento que los mecanismos son más eficientes que estéticos. Así, por ejemplo, los sistemas de apertura del cófano o el sistema de ajuste de la pantalla inspiran confianza por su fluidez.

Foto: Toni Guerrero

ZERO DSR X: ERGONOMÍA Y CONFORT

El ancho manillar y el asiento bien resuelto hacen sentirnos que estamos en una moto hecha para tragarse varios cientos de kilómetros. Ah pues no… ¡es una moto eléctrica! Pues entonces digamos que al menos será cómoda en los kilómetros que te permita la autonomía de la batería. El diseño del asiento merece ser un poco menos afilado en sus lados. La posición es bastante amplia, los brazos no están demasiado expuestos al viento consiguiendo tener una posición recta con relativa naturalidad. Las piernas dobladas a 90 grados y los pies siempre están bien apoyados en los reposapiés (grandes) big wolf trap.

Las suspensiones proporcionadas por Showa también brindan algo de comodidad gracias a su gran recorrido de 190 mm. En el modelo que probamos, el amortiguador trasero ofreció un verdadero compromiso dentro y fuera del asfalto. En cuanto a la horquilla, encontramos un conjunto más firme que aporta cierto rigor en las partes dinámicas pero que carece de flexibilidad a la hora de absorber los golpes.

ZERO DSR X: MOTOR Y TRANSMISIÓN

Añade el tren motriz 17.3 de su hermana SR/F, quita algo de potencia y agrega par… y obtendrás el bloque eléctrico de la DSR X. No me sorprende que este motor destile potencia continua en todo el rango de uso. No importa donde estés, la patada seguirá siendo la misma durante todo el tiempo. Si la DSR X genera 225 Nm de par, no es para dejarla en todas las manos porque alcanzas velocidades de vértigo muy rápido.

En el lado de la transmisión no hay caja de cambios, aquí todo es automático., sin embrague ni selector…. Por lo tanto, hay controles “cero” en el lado izquierdo de la moto. La transmisión final la proporciona una correa de carbono-kevlar de 25 mm, algo más gruesa que en la SR/F y SR/S para ser más resistente.

Foto: Toni Guerrero

ZERO DSR X: ASISTENCIA Y MODO DE CONDUCCIÓN

En la DSR X, las asistencias son esenciales para su seguridad. Esta trail eléctrica acelera tanto que no podrás decir que el control de tracción no sirve para nada. Será lo mismo para el ABS, especialmente en la parte trasera. Debido al recolector de energía, todas las sensaciones se filtran. Lo que hace que te sorprendas con bastante frecuencia respecto al bloqueo de la rueda trasera con el ABS desactivado, la rueda se bloqueará sin que te des cuenta. Porque en la DSR X, Zero te da la opción de desactivar completamente el ABS o desactivarlo solo en la parte trasera mediante el modo “Off-Road”.

Existen 5 modos de conducción: Eco, Rain, Standard, Sport y Canyon. En el Rain y el Eco, por supuesto, tienes menos potencia. La velocidad máxima está limitada a 120 km/h en el Eco y 160 km/h en el Rain. Este último tiene menos par que todos los demás modos. Estos dos modos tienen un mayor grado de regeneración de batería que los modos Estándar, Sport y Canyon. Los modos Sport y Canyon son los que más potencia y par ofrecen, pero el Canyon te dará una mejor recuperación de energía. En definitiva, te cuento todo esto para decirte que la DSR X está equipada con una gama de modos de conducción que pueden adaptarse al uso de cada uno: el “temerario”, el “deportista moderado”, el “cauteloso”…..

ZERO DSR X: CONTROLES E INSTRUMENTACIÓN

No te dejes intimidar por su aspecto futurista, que sea una moto eléctrica no significa que sea una moto complicada de configurar. Es cierto que Zero son generalmente vehículos con varias y variadas posibilidades de ajustes electrónicos, pero gracias a la interfaz Cypher III, la navegación se realiza de una forma muy sencilla. También podemos ver que esta simplicidad se refleja en los controles de esta Zero, ya que no hay una gran cantidad de interruptores a bordo de la DSR X.

Aparte de los controles de bocina, intermitencia y arranque, solo habrá un botón bidireccional para acceder al menú y los parámetros de la moto. Este joystick solo se activa a la derecha ya la izquierda. Pulsando en el centro del mismo, accederás a las opciones que te ofrece la moto. Nada podría ser más sencillo.

En el lado del display, la DSR X usa la pantalla TFT de 5 pulgadas de la serie SR y sigue siendo muy legible. Todavía ofrece la posibilidad de conectarse con un smartphone a través de la aplicación Zero Motorcycle disponible en IOS y Android. Además, a través de este, tendrás la oportunidad de actualizar el software de gestión, pero también de optimizarlo gracias a las funcionalidades de pago y disponibles en la “Cypher Store”.

Foto: Toni Guerrero

ZERO DSR X: ASPECTOS PRÁCTICOS

El DSR X tiene un verdadero arsenal de aspectos prácticos. El primero, el más original pero también uno de los más prácticos es el “Modo Aparcamiento”. Activándolo podrás beneficiarse de una velocidad limitada muy baja y te permite realizar maniobras a velocidad muy reducida, pero también ir hacia atrás.

Un control de crucero, de serie, en la DSR X. Por otro lado, un cófano de 20 litros ubicado en el lugar del depósito de gasolina tradicional, muy práctico para almacenar la gopro, traje de agua o guantes….durante esta prueba. Para colmo, el fabricante californiano incluso ha equipado a esta trail con 2 espacios de almacenamiento adicionales (4 litros cada uno) ubicados en los laterales, pero será necesario una llave torx para poder acceder a estos espacios, porque no hay un sistema de apertura rápida.

La cúpula está equipada con un sistema de ajuste de altura bastante complicado y fluido. No te dejes engañar por estas 2 grandes rótulas, sólo será necesario usar una sola mano para subir y bajar esta protección. Luego, los puños calefactables acaban de configurar estos aspectos prácticos.

ZERO DSR X: AUTONOMÍA Y RECARGA

Empezamos esta prueba con la moto cargada al 110%. Siempre es bueno saber que puedes “sobrecargar” la batería en un 10% más cuando sabes que vas a hacer un viaje largo. Pero al mismo tiempo, también sabemos que a las baterías no les gusta que las sobrecarguen. A menudo se dice hoy en día que es mejor que la vida útil de una batería termine de cargarse antes de alcanzar el 100 %.

Es por esto que un fabricante comunica sobre tiempos de carga para recargar su vehículo de 0 a 95%. Teniendo en cuenta esta configuración de recarga, nos lleva no más de 2 horas llenarla con estos mismos valores.
En términos de consumo, considerando un uso ligeramente “enérgico”, logramos unos 160 / 170 km antes de agotar las reservas de su autonomía.

Foto: Toni Guerrero

ZERO DSR X: EN CIUDAD

A pesar de un asiento alto y su manillar ancho, la DSR X es fácil de manejar. Tiene muy buen radio de giro y con el modo de aparcamiento, te permitirá realizar todas las maniobras a bajas velocidades con cierta soltura a pesar de tener un peso bastante elevado. Además, el cófano de su parte delantera casi podría hacer pasarse por un scooter. Pero con una aceleración que podría hacer que cualquier maxi-scooter pareciera una minimoto. De hecho, el par disponible para esta Zero te permitirá salir de cualquier situación urbana.

ZERO DSR X: CARRETERA

Sin duda, aquí están las capacidades dinámicas de esta bestia, en las pequeñas carreteras. Al principio, tardas en acostumbrarte al sobrepeso de la DSR pero una vez que lo controlas, no dudas en tirarla a derecha e izquierda.

ZERO DSR X: TODO TERRENO

A pesar de que Zero equipó su DSR con suspensiones Showa de mayor recorrido, eso no es suficiente para calificarla completamente como una trail de uso mixto. Especialmente al nivel de la horquilla donde el ajuste es demasiado firme. Por otro lado, la ergonomía para uso todoterreno está bastante bien estudiada. Con estas estriberas grandes y su manillar alto y ancho, se facilita la conducción de la moto de pie.

Tal vez con una mejor puesta a punto de la horquilla y unos neumáticos un poco más adecuados, la DSR X podría reclamar mejores habilidades todoterreno. Sobre todo porque el fabricante californiano ha elaborado un gran catálogo de piezas opcionales con el fin de mejorar aún más las prestaciones para sus clientes más aventureros. Estos incluyen llantas de radios tangenciales, barras de protección e incluso neumáticos Pirelli Rally STR.

Foto: Toni Guerrero

ZERO DSR X: AUTOPISTA

Si tu vas a destinar la DSR X a carreteras principales, debes saber que tendrás una autonomía limitada de unos 140 km aprox. También puedes quedarte durante 2 horas en una estación de carga para reanudar tu viaje o existe la posibilidad de comprar la opción Power Pack que aumentará la capacidad de su batería de 17,3 kWh a 20,9 kWh y así aumentar la autonomía.

El gran plus de la moto eléctrica es su coste por uso frente a un modelo térmico, olvidándote de los costes de revisión o incluso de los innumerables repostajes. Lo cierto es que una moto eléctrica tiene verdaderos argumentos económicos. Pero estos ahorros tienen un precio: la Zero DSR X está disponible desde 26 775 €. Es cara, pero Zero Motorcycle es hasta la fecha el único fabricante de 2 ruedas eléctricas que ofrece un compromiso mixto.

Equipamiento: Casco 130R, Chaqueta Armure, Guantes Armure, Pantalones Macna, Botas RST

SUSCRIBETE GRATIS a Motosan.es en la campanita y DEJA TU OPINIÓN debajo en los comentarios