Saltar al contenido
MOTOSAN | MOTOGP, MOTOCICLISMO Y COMPETICIÓN. "Life is Racing"

Schwantz, Simoncelli, Hayden… ¿Es correcto retirar dorsales de pilotos en MotoGP?

10 Sep. 19 | 22:00
Simoncelli MotoGP
Foto motogp.com
¡COMPARTE EL ARTÍCULO!
Jesús Sánchez Santos Administrator
«Cuando veo a Dios, llega el momento de frenar«. KS34
Editor de Motosan.es – Life is Racing
follow me

En las últimas temporadas son varios los dorsales retirados de pilotos como Schwantz o Simoncelli, como algo excepcional. Cuáles son los retirados actualmente, hacia dónde vamos y el debate alrededor del número 1.

MotoGP ha cambiado mucho. Durante los ’70 Barry Sheene hizo mítico el número 7, el Pato Donald en su casco y los «pitillos» en parrilla de salida. El primer precursor del marketing actual en el motociclismo, fue este carismático piloto británico que con Suzuki consiguió dos títulos de 500cc. En aquellos entonces lo normal, es decir lo que hacía el resto, era llevar en el frontal de su moto el número con la posición en la que acabó en la clasificación la temporada anterior. Los 10 primeros solían tener su dorsal fijo en base a esa posición, mientras que el resto iba variando a lo largo del año.

Sheene era la excepción a la regla y funcionaba. En los años ’80 llegó su sucesor natural en Suzuki, Kevin Schwantz, que aparte de carisma y una legión de seguidores siempre llevó el dorsal 34. Sólo lo cambió cuando consiguió su ansiado título de 500cc en 1993, llevando el 1 en su RGV la temporada siguiente. Eso sí, el «34» seguía presente dentro del 1 aunque muy pequeño. Sheene, había mantenido el siete en sus dos temporadas como campeón.

Schwantz
Foto motogp.com

Valentino Rossi supo hacerlo muy bien, manteniendo desde el principio de su carrera y hasta la fecha, el 46, el amarillo y el sol y la luna. Su simbología está intacta y en MotoGP todo esto significa mucho. El nueve veces campeón del mundo ha llegado tan lejos e impactado de tal forma, que lo que era excepcional hasta su llegada, se ha convertido en lo normal para los demás a lo largo de su carrera deportiva. Ahora todos los pilotos tienen su número y sus señas de identidad alrededor.

Lo extraño fue ver como Pedrosa dejaba el 26 para coger el 2 en 2008 como muestra orgullosa de haber sido subcampeón del mundo de MotoGP. Junto con Sheene, sólo Valentino Rossi y Marc Márquez nunca han llevado el dorsal número 1 en la categoría reina, pudiendo haberlo llevado. Jorge Lorenzo usó el «1» tras su primer título, aunque conservó el «99» al conseguir los otros dos. Un tema siempre a debate, ¿Es mejor lo de antes o lo de ahora? ¿Habría que reglamentar el uso del dorsal de otra forma?

Mientras que antes la retirada de un dorsal era algo excepcional, como pasó cuando Schwantz dejó la competición y Dorna decidió entregarle el 34, hoy en día hay grandes leyendas compitiendo y todos tienen sus dorsal, ¿Piensan dejar sin números la parrilla o es que un futuro veremos dorsales de 3 cifras? Sin ir más lejos, Andrea Dovizioso llevó siempre el 34 en categorías inferiores porque Schwantz era su piloto favorito. En MotoGP ha tenido que quedarse con el 4, o el «04» como muestra ahora en su Ducati por no poder llevar el 34… ¿Y no habría mejor homenaje a Schwantz que uno de los que crecieron viendo sus hazañas pudiese llevar su número?

Dorsales retirados de MotoGP

El #34 del mítico Kevin Schwantz fue el primer dorsal retirado de la historia de MotoGP. Después llegaron el #74 de Daijiro Kato, el #65 de Loris Capirossi, el #48 de Shoya Tomizawa para Moto2, el #58 de Marco Simoncelli y el último el #69 de Nicky Hayden. Tras la muerte de Luis Salom, también se anunció que su dorsal, el 39, sería retirado de Moto2, aunque no se ha llegado a hacer de forma oficial.

Si analizamos la «retirada de dorsales«, vemos que la mayoría son por casos negativos. Perdimos a Kato, Tomizawa, Simoncelli y Hayden, para posteriormente retirar sus números de la parrilla. Sólo en el caso de Schwantz (34) y Capirossi aún más discutible (65), se hicieron por mérito deportivo y de impacto en el campeonato del Mundo.

Kato MotoGP
Foto motogp.com

La gran cuestión es, ¿Vamos a seguir retirando dorsales? Si hemos retirado dorsales de pilotos fallecidos en un accidente, sería una injusticia no hacerlo con el resto. Si retiraron el #65 de Capirossi por méritos deportivos, a ver quien es el valiente que dice que no se debe retirar el #46 de Rossi, el #93 de Márquez o el #99 de Lorenzo cuando acaben su carrera deportiva.

Dorna aún no ha anunciado oficialmente la retirada del dorsal #39 de Luis Salom en Moto2, algo injusto… ¿Acaso el fallecimiento de Salom vale menos que el de Tomizawa? Sin duda con los argumentos utilizados para retirar dorsales, los pilotos del futuro pronto tendrán poco donde elegir, más ahora que cada piloto tiene su dorsal. Si se lo retiraron a Capirossi ya tardan en quitar el 26 de Pedrosa o el 27 de Stoner entre otros.

El debate: lo antiguo o lo nuevo

Siempre que se saca el tema hay dos corrientes. Hay aficionados que preferían el método antiguo en el que cada año todos los pilotos cambiaban de dorsal y el número representaba una jerarquía. Era habitual ver una lucha en cabeza con el 1, el 2, el 3 y el 4. Desde finales de los ’90 y ya de manera consolidada con la entrada del nuevo siglo, cada uno tiene su número y sólo lo cambia cuando coincide con otro rival o por alguna decisión sopesada, como el cambio de Viñales este año del 25 por el 12. A otros aficionados les gusta esto por encima de lo que se hacía antes, pero ¿Qué hacemos con el dorsal del campeón?

Puede que esto no le hiciera gracia a Valentino Rossi o Marc Márquez, pero en Estados Unidos utilizan un método mixto. Cada piloto tiene sus dorsal, casi una herencia familiar en algunos casos, mientras que hay un número sagrado inamovible, el número 1. Es obligatorio que la referencia de la categoría, el campeón de la temporada anterior, porte el dorsal dejando a un lado al menos ese año su propio número. El campeón, eso que todos persiguen, debe llevar el número 1. De esa forma Marc Márquez habría llevado más el 1 que el 93 en sus siete temporadas en MotoGP.

Márquez Rossi
Foto motogp.com

Tal vez esta forma combinada del estatus del número y el marketing actual, fuese la más adecuada, pero al final sólo son opiniones y en MotoGP actualmente reina la libertad absoluta. Cada piloto cuando llega a la máxima categoría elige entre los números libres, no pudiendo quitarle el dorsal a un piloto que ya está.

Lo hemos visto con Oliveira, que siempre ha usado el 44 y al llegar a MotoGP se ha encontrado con que Pol Espargaró, «dueño» del dorsal en la categoría no se lo iba a dejar. El portugués se ha tenido que conformar con el 88, cosa que no le ha hecho gracia a Jorge Martín, que lo porta actualmente en Moto2 y tenía esperanzas de usarlo algún día en MotoGP. También Bagnaia ha tenido que quedarse con el 63, ya que su preferido, el #21, lo lleva Morbidelli y el 42 con el que fue campeón de Moto2, es propiedad de Rins. Viñales este año ha podido dejar el 25 y coger el 12, que Thomas Luthi ha dejado libre al salir de la categoría.

Lo más importante de esta «propiedad» actual del dorsal es que no se elige número en orden jerárquico de la temporada anterior, sino que un piloto cuando elige dorsal ya se lo queda hasta que decide cambiar o sale de la categoría. Llevando al extremo de lo imposible: Márquez pese a ser el campeón no elige dorsal primero: no podría quitarle el 46 a Rossi. Por su parte Valentino, pese a ser el piloto más veterano de MotoGP, no podría quitarle el 93 a Marc. Ambos son dueños de sus dorsales hasta que salgan de la categoría y entonces, con casi toda seguridad, Dorna decida retirar sus números de la competición, como homenaje a dos de los pilotos más grandes de la historia.

Más MOTOS cada día en MOTOSAN.ES ?, ¿Te SUSCRIBISTE ya en la CAMPANITA ?? ¡Es GRATIS!

¡COMPARTE EL ARTÍCULO!