Saltar al contenido
MOTOSAN | MOTOGP, MOTOCICLISMO Y COMPETICIÓN. "Life is Racing"

Los cascos de moto que vendrán: más seguros… y un poco más caros

8 Feb. 21 | 16:00
Motorista reflejado en un retrovisor
¡COMPARTE EL ARTÍCULO!
«Si hubiera tenido que enfrentarme en la pista a los mismos obstáculos que tú en la carretera, probablemente estaría muerto.» MICK DOOHAN.
Editor de Motosan.es – Life is Racing
follow me

La normativa ECE 22.06 establece el nuevo estándar bajo el que se fabricarán y testarán los cascos de moto

La tecnología avanza a pasos agigantados, y los cascos que nos enfundamos cada vez que nos subimos a la moto no son una excepción. De hecho, lo normal es que las mejoras vayan por delante de la normativa, y por eso la ONU ha aprobado una nueva regulación que sustituya la actual ECE 22.05, que ha quedado obsoleta después de 20 años.

Cumplir estas homologaciones, como ocurre en la actualidad, es obligatorio para todos los cascos que se vendan y utilicen en la Unión Europea. Tras la entrada en vigor la nueva, existe un plazo de tres años para poder comercializar los viejos cascos. A partir de entonces solo podremos encontrar en las estanterías los que hayan sido fabricados y testados con la nueva regulación.

Pruebas mucho más estrictas

El documento de la Comisión Económica de las Naciones Unidas para Europa (UNECE), que define cómo serán nuestros próximos cascos, es tremendamente detallado, a lo largo de sus 126 páginas. Ya te hablamos en otro artículo de la iniciativa británica SHARP, que testea mediante pruebas de impacto los cascos vendidos en Europa y los clasifica en 5 niveles de seguridad, partiendo del mínimo de la homologación ECE 22.05.

Pues bien, la nueva regulación va mucho más allá. Para homologar un modelo de casco, el fabricante deberá proveer 20 unidades, que serán sometidas a diversas pruebas, bajo condiciones extremas de temperatura, en ángulos diferentes… Además habrán de cumplir otros requisitos técnicos relativos a diseño, construcción, resistencia de materiales, protección efectiva y etiquetado.

Cascos modulares, pantallas, visores solares, intercomunicadores…

Como decíamos, la regulación anterior no contemplaba algunos dispositivos que incorporan los cascos de hoy. Estas son algunas de las novedades:

  • Cascos modulares. Muchos de los cascos convertibles que podemos encontrar en el mercado están únicamente homologados con la mentonera abierta, es decir, como cascos jet, sin garantizar la seguridad en su posición cerrada. Un casco modular deberá superar los test de impacto en ambas posiciones, exhibiendo en su correa las siglas “P/J”.
  • Protección en impactos oblícuos. En otro artículo te contamos cómo funcionaba el sistema MIPS, para proteger el cerebro ante golpes que provocan una rotación tras un impacto. Es un ejemplo de solución para este nuevo requisito de protección de los cascos nuevos.
  • Pantallas solares. Muchos cascos ya incorporan este cómodo dispositivo que se despliega ante nuestros ojos si el exceso de luz nos molesta. Para conseguir la homologación, su activación deberá ser mediante un movimiento simple, e independiente a del visor o pantalla externa, sin que interfieran entre ellos.
  • Adhesivos reflectantes. Dado que en algunos países (Francia, por ejemplo) es obligatorio que los cascos vayan equipados con pegatinas reflectantes, la nueva regulación recoge aspectos técnicos e instrucciones para su colocación, incluyendo tamaño, posición y detalles técnicos sobre la luz reflejada.
  • Accesorios. Esta novedad traerá cola, a pesar de que los intercomunicadores no estén (aún) legalizados o regularizados. Lo de poner un «pegote» en el exterior del casco ya no estará permitido, y de hecho, los cascos deberán ser sometidos a las pruebas de impacto con los accesorios instalados. Lo mismo se puede decir si nuestra intención es instalar una cámara deportiva. En otras palabras, correremos el riesgo de ser sancionados si el casco no ha sido homologado con dichos dispositivos montados.

Otras novedades serán la homologación de las pantallas anti-vaho («Mist Retardant») o las pruebas de impacto de las pantallas con bolas de acero de 6 mm de diámetro lanzadas a 216 km/h.

En vigor en 2023

Junio de 2023 es la fecha límite para que los fabricantes se adapten a esta nueva ECE 22.06, y será a partir de entonces cuando no puedan comercializarse los cascos actuales. Evidentemente, podremos encontrar ofertas de última hora, pero en contrapartida los nuevos cascos podrán sufrir cierto incremento de precio. En cualquier caso, no hay ninguna duda de que estaremos adquiriendo cascos más seguros.

Como se suele decir, el dinero que invierte un motero en su casco va en función de en cuánto valora su cabeza.

SUSCRÍBETE GRATIS a Motosan.es en la en la campanita, y DEJA TU OPINIÓN debajo en los comentarios.

¡COMPARTE EL ARTÍCULO!